Descanso,  Hogar

Un buen colchón proporciona un correcto descanso, beneficios para la salud.

Dormir bien aporta numerosos beneficios para la salud y el bienestar general. El colchón en el que duerme puede afectar en gran medida la calidad y la duración de su sueño.  Un buen colchón puede mejorar significativamente su salud y bienestar de maneras que ni siquiera podría darse cuenta.

Los colchones más modernos están diseñados meticulosamente para propiciar una mejor calidad de sueño. En un buen colchón hay pocos o ningún elemento sólido. Esto alivia el potencial de causar puntos de estrés, lo que podría provocar dolor muscular o causar giros constantes durante la noche.

A continuación nombramos algunos beneficios para la salud que puede proporcionar dormir en un buen colchón:

Buena alineación espinal

Su colchón debe permitir el apoyo de cada parte de su cuerpo por igual. Sin esta distribución de peso uniforme, su columna no estará en una posición neutral. La alineación incorrecta de la columna puede causar una gran cantidad de problemas a lo largo del tiempo, incluido el dolor crónico.

Si no obtiene el nivel adecuado de soporte, es probable que su colchón sea demasiado blando. Los colchones de muelles o resortes pueden hacer que el peso descanse demasiado en los hombros y las caderas, lo que provoca una tensión muscular en la región lumbar sin soporte. Para evitar esto, elija un colchón que soporte la curva natural de su columna vertebral.

Prevenir dolores de espalda o articulaciones

Si sufre constantemente de dolor de espalda o de articulaciones, es probable que su colchón sea el culpable. Un colchón que es demasiado duro puede ejercer demasiada presión en las áreas donde se experimenta dolor, mientras que un colchón que es demasiado blando no proporcionará apoyo para las áreas que lo necesitan, lo que provocará que la columna vertebral pase largos períodos en posiciones deficientes e insalubres.

Un colchón de espuma brindará apoyo donde sea necesario, y permitirá el ajuste del cuerpo donde se requiera.

Salud mental

Si su colchón actual no le brinda el apoyo y la comodidad que necesita, puede tener un impacto profundo en su salud mental. La falta de sueño se ha relacionado con el mal humor e incluso la depresión, lo que disminuye su calidad de vida. Sin embargo, un nuevo colchón cuidadosamente seleccionado podrá ayudarlo a dormir profundamente toda la noche, lo que tiende a mejorar la memoria, agudizar su capacidad de concentración y mantener su estado de ánimo elevado a medida que aborda su día.

Reducir los niveles de estrés

Un aumento en la calidad del sueño puede resultar en niveles reducidos de estrés. Cuando experimenta niveles deficientes de sueño, aumenta la presión arterial y se altera el sistema nervioso lo cual no es ideal para sentirse tranquilo. El sueño regular y profundo (alentado por un buen colchón) ayuda a mantener su presión arterial baja y bienestar general del cuerpo.

Reducir los síntomas de alergia

Los ácaros del polvo son la causa principal de alergias en interiores. Un colchón que tiene una estructura más densa ayuda a evitar estos ácaros, pues no les deja tanto espacio para alojarse y subsistir.

Tampoco está demás equipar su colchón con un protector hipoalergénico, pues evitará con seguridad la aparición de alérgenos durante los próximos años.

El término «buen colchón» es bastante subjetivo. Según los expertos, el colchón que mejor le conviene se sentirá bien para usted. Para tener una idea real de lo que se siente bien para usted, debe considerar realizar una prueba de colchón de al menos 20 minutos mientras está en la tienda. Asegúrese de replicar la forma en que normalmente duerme en casa lo mejor posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *